miércoles, 10 de febrero de 2010

OSCAR
















Al pobre Oscar, no le gusta mucho alambrar y cada vez que tiene que trabajar este árbol le da un mal, ya que son unas cuantas horas de alambrado. Pues bien, para el siguiente alambrado va a tener que alambrar unas cuantas ramas menos, pero claro, este año las había alambrado ya. Cuando se entere que le he quitado todo el ápice y he tirado a la basura unas cuantas horas de alambrado, no se como va a reaccionar, si contento por el trabajo futuro que se ahorrara o me das dos yoyas por podarlo. jeje El desenlace en próximos capítulos.





De todos modos, el resultado me gusta, creo que ha ganado y tiene, por fin, un gran futuro este pino.

1 comentario:

  1. Tiene buena pinta, espero y lo más importante ¡que entre en el coche!

    ResponderEliminar